Embalaje para automoción

Embalaje para automoción

En «iPackaging» estamos especializados en dar soluciones integrales a nuestros clientes, por lo que disponemos de un equipo propio de comerciales que les transmiten los problemas de nuestro equipo de ingenieros, con el fin de dar una solución optima y productiva, que permita reducir los costes y resulten más competitivos los productos de nuestros clientes, Si olvidar, por su puesto, que el producto a embalar, quede siempre bien protegido en todo el proceso, claro está hasta llegar a su destino.

Hemos realizado un embalaje específico para uno de nuestros clientes, que está especializado en piezas de inyección de automóviles, en este caso son piezas de plástico, más exactamente molduras laterales para las puertas de los coches,  de un modelo determinado, para lo cual hemos utilizado una combinación de materiales, que resulte rentable y efectiva.

Son separadores de base-cartón con peines de polietileno no reticulado o «stratocell», con 2 extremos fijos del mismo material, que permiten apilar y bloquear los peines de las piezas, evitando que se desplacen. En este caso hemos utilizado un espesor de 40 mm.

La espuma de «stratocell», son fabricadas de laminaciones y existen diferentes formatos, en cuanto a densidades y espesores, lo que las convierte en ideales para piezas frágiles, ya que la espuma no reticulada, protege las superficie de la moldura de plástico y absorbe los impactos gracias a su gran capacidad de amortiguación

Las cajas de cartón son de canal simple y en ellas se van colocando los peines de «stratocell», con los extremos fijos, también del mismo material, tal y como se muestra en la imagen sobre estas lineas. Una vez completada la primera linea de molduras de plástico, se vuelve a realizar el mismo proceso encima de la anterior hasta completar el alto de la caja de cartón.

 

IMG-20150218-WA0010

Completada la caja de cartón simple, se cierra y se precinta con cintas adhesivas de polipropileno, de alta calidad y resistentes al rasgado.

Las cajas una vez rellenadas, se montan sobre el palé, al que quedan flejados y listos para transportar o almacenar, esperando su destino.

En el sector del Embalaje automoción, sabemos que los plazos para suministrar el producto son muy ajustados y variantes, por lo que «iPackaging» dispone de stocks de emergencia, en nuestros almacenes, con el fin de evitar romper la cadena de suministro  y contar con mayor tiempo de reacción.